sexo anal sin dolor

Como convencerla de tener sexo anal

Posted on Posted in Blog como ser un buen amante, Sexo anal

Es un tema que no muchas mujeres tocan en los inicios de una relación. “Por delante al bello, por detrás al amado”. Es posible encontrar una mujer que en la primera cita desee tener sexo anal, pero con ella todos será más sencillo 😉 … sin embargo la sutileza sigue siendo la virtud necesaria de todo amante perfecto.

Sea una pareja sexual, tu novia o tu esposa, es un tema que debe tocarse con cuidado, muchísimas mujeres, digan lo que digan, tienen curiosidad de experimentarlo pero tienen mucho miedo sobre todo de la capacidad de ese amante de llevarlas al punto ideal, de no hacerles daño. Ella sabe que un amante promedio en el sexo vaginal es lo más usual, divierte de todas maneras, pero sobre todo, no le dolerá. Pero un amante ignorante, que no sabe como tener sexo anal,  es algo que nadie desea experimentar, el dolor es insoportable.

sexo anal sin dolor
sexo anal sin dolor

Para convencerla debes primero demostrar que eres un amante de calidad (no olvides ver nuestros libros), que sabes como tocarla, como masturbar a una mujer, llevarla al éxtasis vaginal, que tienes paciencia y estás seguro de ti mismo. De lo contrario, recibirás un NO, sutil pero un no al fin. Así que lee los libros de Doctorplacer paralelamente.

En el artículo “ventajas del sexo anal” cuentas con algunos argumentos para convencerla de tener sexo anal, y si además lees el artículo “sexo anal desde la perspectiva de la mujer” podrás identificarte con sus miedos y sensaciones y ganar aún más puntos. La sensación durante el sexo anal es única, diferente, intensa, “ajustada” y si estimulas otros puntos como el clítoris o sus pezones, doblemente satisfactoria. Eso si, solo en el sexo anal sin dolor.

  • Sexo oral

Durante el sexo oral… mientras ella disfrute del sexo oral, masajea sus nalgas (usa un lubricante si cuentas con el), aparta una de la nalgas poco a poco y así sentirá algo de presión en el ano donde el músculo de relajará un poco. Ahora lubrica uno de tus dedos con saliva, o con algún lubricante que tengas a disposición, y coloca la yema de ese dedo en su ano. No le penetres, solo masajea el ano con movimientos circulares sin despegar la yema del dedo del punto. Suavemente, sin introducir el dedo, espera su reacción. “El que calla, otorga” dice el proverbio popular 😉

  • Sexo vaginal

Durante el sexo vaginal…el principio de la estimulación anal es la misma… Claro que mientras experimentas el sexo vaginal, las formas son un poco más complicadas y el acceso al ano, dependiendo de la posición, algo más difícil.

  • Durante el sexo oral que ella te ofrece

Mientras ella te ofrece sexo oral, la única posibilidad de que puedas estimular su ano es en la posición del 69. Mientras realizas el sexo oral, puedes con tu mano hábil, llegar a su no y estimularle como te hemos aconsejado. En este caso, no te sorprendas que ella lo intente contigo 😉 … es igualmente placentero, pero es tema de otros libros.

  • Durante la masturbación

Como hemos mencionado y desarrollado en el libro “Como masturbar a una mujer”, durante la masturbación se ofrece la situación para intentar estimular su ano, y darle a probar el placer del sexo anal. Es importante que no lo intentes antes de que ella alcance un nivel de excitación importante. No nos cansaremos de repetir que los músculos del ano deben relajarse, y la excitación sexual lo permite.

  • Conversando se entiende la gente

Cuéntale sobre DoctorPlacer, sobre el libro que has adquirido, sobre tu experiencia y lo mágico que resulta el sexo anal. Sobre la conexión del ano y la estimulación que permite del punto G; el punto de excitación máximo que posee el cuerpo femenino. Coméntale sobre lo tanto que te gusta darle sexo oral, lo tanto que te excita verle, hazla verse hermosa, transmítele pasión; ese deseo junto con la confianza que tendrá al verte preocupado sobre el tema, que sabes que puedes hacerle daño y que te informas al respecto hará todo más sencillo.

No hay nada más sexy que un hombre que demuestra su masculinidad con inteligencia, no con la fuerza.

Sigue leyendo, es posible que en la primera oportunidad le convenzas y tengas que seguir… que no te agarre desprevenido.

Síguenos vía email (dejando tu emailen la parte superior) o vía Twitter, Facebook o GooglePlus.